Biorresiduos

    ¿Cómo se gestionan en el punto de generación?

    Biorresiduos

    El compostaje doméstico, tanto individual como colectivo, evita que la materia orgánica y los restos vegetales se deban de gestionar dentro de los sistemas de recogida municipal. Por ello esta actividad está muy vinculada a las estrategias de prevención. El compostaje doméstico es un proceso sencillo que puede ser complementario al servicio de recogida habitual puesto que permite gestionar la materia orgánica en origen. En zonas con marcado carácter rural o disperso, puede ser una vía adecuada por la gestión de la totalidad de la materia orgánica substituyendo la gestión a través de la recogida y tratamiento en planta.

    En cuanto a la fracción vegetal, siempre que sea posible, será especialmente recomendable la autogestión de los residuos vegetales de pequeñas dimensiones, junto a la FO, ya que tienen pautas de generación diferentes y puede reducir los costes municipales de gestión.

    Existen diferentes modalidades de compostaje doméstico, especialmente en función del tipo de territorio y de vivienda:

    • Compostaje Comunitario o Colectivo Urbano, en los parques públicos o en otras zonas comunitarias (como interiores de isla, zonas verdes comunitarias, en los puntos limpios, etc.).
    • Compostaje Comunitario o Colectivo Rural en núcleos rurales, puede ser un sistema apropiado para sustituir el sistema de recogida para la FORS o sustituir el tratamiento si no se dispone de instalaciones próximas a los diferentes núcleos dispersos.
    • Compostaje individual en zonas urbanas
      1. Compostadores de jardín, para viviendas que dispongan de huerto, zonas verdes o ajardinadas (especialmente en municipios pequeños o en zonas con viviendas unifamiliares).
      2. Vermicompostadores (vermicompostaje), especialmente en terrazas, azoteas o interiores, en zonas de edificación vertical y cascos urbanos consolidados.
    • Compostaje individual en zonas rurales dispersas, especialmente interesante para la gestión de la materia orgánica que de otro modo requeriría de un servicio de recogida costoso tanto económica como energéticamente. Se pueden utilizar compostadores, o bien, mezclar los restos orgánicos en una pila sobre el suelo junto con otros residuos vegetales que se suelen generar en estos ámbitos. 

     

    Biorresiduos
    • Otros ámbitos donde aplicar compostaje:
      1. Compostaje educativo en centros escolares y universitarios, que dispongan de zonas para desarrollar esta actividad y zonas verdes. Se puede vincular con los huertos escolares. Se puede desarrollar también en otros equipamientos como centros cívicos, puntos limpios, etc.
      2. Compostaje en huertos urbanos (públicos o privados), permite la gestión in situ de los residuos generados en el propio cultivo, que además es demandante de enmiendas orgánicas.

    Para un buen funcionamiento, estas prácticas requieren de una formación, tutorización y un seguimiento de la administración o asociaciones interesadas y de la aportación o suministro de fracción vegetal como material estructurante cuando sea necesario. Además de la adquisición de los compostadores (que en el caso del compostaje individual puede ser parcial o totalmente subvencionada), se necesitan una serie de herramientas como trituradoras de restos vegetales y aireadores/removedores para facilitar el proceso a los usuarios.

No existen resultados con los criterios de búsqueda