Residencial, comercial e institucional

Edificio oficinas

En esta página

Principales características del sector

La Directiva 2012/27/UE, relativa a la eficiencia energética, indica que los edificios representan el 40 % del consumo de energía final de la Unión Europea, por ello la reducción del consumo de energía y el uso de energía procedente de fuentes renovables en el sector de la edificación son importantes para reducir la dependencia energética de la Unión Europea y las emisiones de gases de efecto invernadero.

La tradición urbanística española se ha volcado en la producción de nueva ciudad. Sin embargo, la reconversión del sector inmobiliario y de la construcción debe dirigirse hacia un modelo sostenible e integrador; redirigiendo los esfuerzos hacia la rehabilitación, regeneración y renovación urbanas. Las inversiones en la rehabilitación energética de edificios pueden ahorrar energía, reducir gastos corrientes, mejorar la productividad y el confort, e incrementar la utilidad y el valor de los edificios.

Aproximadamente el 55 % del parque edificado en España es anterior al año 1980 y aproximadamente el 21 % cuenta con más de 50 años. Casi el 58 % de nuestros edificios se construyó con anterioridad a la primera normativa que introdujo en España unos criterios mínimos de eficiencia energética (la norma básica de edificación NBE-CT-79 sobre condiciones térmicas de los edificios).

La rehabilitación del parque edificado juega además un papel relevante en la recuperación económica, ayudando a la reconversión de otros sectores, entre ellos, el turístico. La actividad turística es clave para la economía nacional y numerosos destinos turísticos «maduros» se enfrentan al deterioro físico de sus dotaciones. La aplicación de estrategias de rehabilitación genera impactos positivos que servirán de palanca para el desarrollo económico de España.

Emisiones de gases de efecto invernadero correspondientes al sector en España

En los edificios se consume energía para cubrir las necesidades de calor, frío e iluminación. También, se utilizan sistemas de refrigeración que en muchas ocasiones necesitan de gases fluorados para su funcionamiento. Las fugas de estos gases o los consumos de combustibles fósiles producen emisiones de gases de efecto invernadero.

Las emisiones contempladas dentro de los sectores difusos correspondientes a los edificios, con uso residencial, comercial o institucional, excluyen las emisiones derivadas de los consumos eléctricos y las fugas de gases fluorados, ya que éstas se contemplan dentro del conjunto de las emisiones del comercio de derechos de emisión y de las emisiones de los gases fluorados respectivamente.

En el año 2017 las emisiones directas generadas por la combustión de combustibles fósiles en el sector residencial, comercial e institucional supusieron  un 8% del total de las emisiones del inventario de gases de efecto invernadero de España y el 14% de las emisiones totales en difusos.

El 61% de las emisiones se atribuyen a los consumos realizados en las viviendas, mientras que el 39% restante corresponde a las edificaciones institucionales y comerciales.


Para más información puede consultar:

Actuaciones para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero

Imagen CO2

La Directiva 2010/31/UE establece que a partir de 2020 todos los edificios de nueva construcción sean edificios de consumo de energía casi nulo, adelantando esta obligación a 2018 a todos los edificios ocupados por las administraciones y de titularidad pública. Para la mayoría del parque inmobiliario ya existente es necesario implementar medidas de rehabilitación energética y de cambio a energías renovables, sin olvidar los cambios de conducta para un uso eficiente de la energía.

Las principales medidas se articulan en torno a dos pilares básicos:

  • Desarrollo normativo y reglamentario orientado a una mayor eficiencia y ahorro en el consumo de energía en los edificios.
  • Políticas activas de fomento de la mejora energética de los edificios existentes y de alta eficiencia energética de los edificios de nueva construcción.

Los desarrollos regulatorios y normativos, mediante la modificación progresiva del Código Técnico de la Edificación (CTE) y Reglamento de Instalaciones Térmicas de los Edificios (RITE), entre otras normas, pretenden adaptarse a las Directivas 2012/31/UE y 2010/31/UE. Puede consultar en el apartado de legislación estos y otros documentos.

Complementariamente a los desarrollos normativos se han puesto en marcha distintas líneas de ayudas estatales, dirigidas específicamente a la rehabilitación energética del sector edificación. Entre ellas se puede destacar:

  • Plan Estatal de Vivienda 2018-2021, que fomenta la eficiencia energética, la rehabilitación edificatoria, y la regeneración y renovación urbanas.
  • Programa de Ayudas para la Rehabilitación Energética de Edificios existentes (Programa PAREER).

Legislación

Página legislación

 

A continuación se incluye la legislación más relevante desde el punto de vista del cambio climático en este sector.

 

Ámbito europeo

Ámbito nacional

Convocatoria ayudas

 

 

Accesos directos Difusos

Accede a la página del Sistema Español de inventario
Accede a la información sobre la aplicación en España de la normativa sobre gases fluorados
Registro de huella de carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de carbono
No existen resultados con los criterios de búsqueda